Facebook Twitter Google +1     Admin

10 verdades irrefutables sobre la hipoteca multidivisa que debes conocer

20120129155917-fotolia-32286083-xs.jpg

1) La hipoteca multidivisa no es un instrumento para pagar menos intereses. Es un instrumento para gestionar el capital pendiente de amortizar.

2) Lo que puedes ahorrarte en un año por pagar un interés menor por estar en monedas distintas del Euro, lo puedes perder en una hora en el mercado.

3) Ningún hipotecado multidivisa es más que un mero especulador en el mercado de divisas. Si no se está consciente de ello, se está jugando a otro juego y no se puede menos que perder mucho dinero, en algunos casos el piso, y en otros la salud y la vida familiar. Vivimos en un sistema monetario y el dinero es importante.

4) Las divisas no se comportan igual que las acciones porque no son la cuota parte de una sociedad anónima. Esperar puede empeorar notablemente la situación porque las tendencias duran muchas décadas (más de lo que se puede "aguantar" debiendo cada vez más).

5) Cada mes que transcurre, se está un mes más cerca de la conclusión del plazo del préstamo.

6)  Si tu deuda es cada vez mayor y no enfrentas el problema gestionando adecuadamente el capital pendiente de amortizar, tarde o temprano te enfrentarás a un problema de simples matemáticas.

7) Si la situación económica familiar se deteriora, la tendencia de las divisas no colabora y se opta por la negación del problema, sólo se tiene una de las siguientes opciones: a) Ampliar plazo (con los siguientes gastos que implica una novación del crédito al ser el plazo un elemento esencial de contrato y -por supuesto- siempre que el banco acepte): b) Hacer una amortización sobre el excedente de deuda (el banco puede obligar a ello); c) Presentación en concurso de acreedores o quiebra (muy costoso para una familia y lo que posiblemente no evitrá la subasta del psio); d) Un juicio en el que se plantee la nulidad de la cláusula multidivisa (debiendo cambiar a euros sin utilizar la cláusula nunca más hasta la sentencia firme del proceso, puesto que lo contrario implicaría ir en contra de tus propios actos, lo que en derecho se conoce como "teoría de los actos propios" e impediría que prospere la demanda); e) Emigrar. [Este es el resultado de la experiencia de multidiviseros en otros países que llegaron a situaciones límte o complicadas antes que los españoles.]

8) Los bancos tienen prohibido asesorar a sus clientes respecto del movimiento de las divisas y la conveniencia de estar en tal o cual moneda. Cualquier consejo de "aguantar" (muy común por cierto), corre por exclusiva cuenta del empleado de banco que lo hace, lo que es irresponsable, es desconodico por el banco y denota falta de conocimientos.

9) La gestión de la multidivisa es un trabajo a largo plazo, siendo el único largo plazo bien entendido. Estar en monedas refugio a largo plazo es garantía de ruina.

10) Es preciso negociar antes de la firma de la hipoteca los siguientes puntos relativos a la cláusula multidivisa (luego de la firma no se tendrá poder de negociación): a) Comisión de cambio de moneda (lo más baja posible); b) Comisión por la compra-venta de la divisa (en la parte baja del rango que autoriza el Banco de España. En el mercado de estos productos va del 0,29% al 1,4%); c) Seguro de cambio siempre vigente y gratuito (y que conste en la escritura); d) Pago de la letra mensual (los pagos trimestrales traen problemas ante los cambios); e) Forma en la que se debe solicitar el cambio para que haya constancia fehaciente de las solicitudes. 

Un saludo

Fernando Damián

Servicio de Tutelaje de Hipotecas Multidivisa

El asesoramiento imprescindible

902 50 30 31

691 56 3737      

fernandodamian72@gmail.com

Comentarios > Ir a formulario

hipotecamultidivisa



Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris